lunes, 30 de mayo de 2011

"Algunos centros públicos no ofrecen la asignatura de religión, algo que contraviene la legalidad"

Entrevista exclusiva con el obispo de Bilbao, Mario Iceta: Mario Iceta Gabicagogeascoa, nombrado obispo de Bilbao en agosto de 2010, explica en una entrevista exclusiva con ‘Religión Confidencial’ las dificultades que existen para estudiar religión en algunos colegios públicos: “Hay casos, no infrecuentes, en los que se disuade a los padres de matricular a sus hijos en la clase de religión”.

- ¿Se puede estudiar la asignatura de religión en el sistema público escolar? ¿Qué obstáculos hay?

- El gobierno de la comunidad autónoma mantiene firme el compromiso de respetar la legalidad vigente, que tiene su fundamento en los derechos humanos, en la Constitución y en el Estatuto de Autonomía. A pesar de ello, existen dificultades para que dicho derecho sea una realidad plena. Algunos centros públicos no ofrecen la asignatura de religión, algo que contraviene la legalidad, pues la oferta debe ser obligatoria. Hay casos, no infrecuentes, en los que se disuade a los padres de matricular a sus hijos en la clase de religión. En algunos claustros, los profesores de religión no reciben la consideración que merecen.

Creo que es un asunto que no sólo ocurre en el País Vasco, y que ciertamente se trata de un lamentable atentado a los padres y madres en educar a sus hijos conforme a sus propias convicciones. Estamos trabajando, junto a asociaciones de profesores y de padres, para que se respete este derecho inalienable de los niños, jóvenes y familias.


domingo, 29 de mayo de 2011

Master en Ciencias de las Religiones

Se trata del único Máster en su especialidad que existe hoy en día en las universidades públicas españolas e incluye en su oferta formativa amplios contenidos académicos de especialización completa y transversal e investigación de alta calidad, posibilitando la continuación de la formación con un Doctorado.

jueves, 26 de mayo de 2011

Manos Unidas lanza la tercera edición del Concurso de Clipmetrajes

El 25 de mayo se conmemora el Día de África, un continente que pese a su enorme riqueza y potencial de desarrollo -gracias a la abundancia de recursos y a la juventud de su población- copa los últimos puestos del índice de desarrollo humano y la esperanza de vida de sus habitantes disminuye cada día.

Desde Manos Unidas y la Red de Entidades de Desarrollo Solidario (REDES) os proponemos para el próximo curso una actividad pedagógica que ha tenido una gran aceptación por parte del alumnado y el profesorado que participó en la anterior edición. Se trata del Concurso de Clipmetrajes (vídeos de un minuto) Tu punto de vista puede cambiar el mundo, que en su tercera edición se centrará en África Subsahariana, en el marco de lacampaña África cuestión de vida, cuestión debida, campaña de sensibilización centrada en el acceso a los servicios sociales básicos en África.

viernes, 20 de mayo de 2011

Padres inmigrantes: satisfecho con la educación que reciben sus hijos en las escuelas

Un estudio elaborado por el Instituto Universitario de Investigación Ortega y Gasset y la Universidad de Princeton sobre las aspiraciones de padres e hijos de origen inmigrante en España revela que tan sólo una cuarta parte de los hijos de extranjeros aspira a trabajar en un futuro en España.

La Fundación Ortega-Marañón acogió este miércoles la presentación del estudio “Mirando al futuro: aspiraciones de padres e hijos de origen inmigrante en España”, elaborado por el Instituto Universitario de Investigación Ortega y Gasset y la Universidad de Princeton.

Este estudio longitudinal sobre la segunda generación de inmigrantes es pionero en España y Europa y, hasta la fecha, sólo se había realizado en EEUU. Para la investigación se realizó una encuesta a 7.000 jóvenes con una media de edad de 14 años, y a cerca de 1.000 padres de Madrid y Barcelona. La muestra recoge las opiniones de inmigrantes de más de 63 nacionalidades distintas en torno a las aspiraciones y expectativas de futuro sobre la educación, el empleo, el arraigo familiar y la auto-identidad.

Los datos del estudio revelan que los padres tienen unas altas expectativas sobre el futuro de sus hijos y consideran, en un 90 por ciento, que tendrán las mismas oportunidades en el terreno profesional que los hijos de nativos. Asimismo, se siente satisfecho con la educación que reciben sus hijos en las escuelas.

Sin embargo, existe una gran brecha entre padres e hijos en relación a estas expectativas. Tan sólo una cuarta parte de los hijos se identifican como españoles y en la misma proporción aspira a desarrollar su carrera profesional en España. Países como EEUU y Francia se perfilan como destinos mejores para su futuro. Esto se debe, según los expertos, a una etapa de idealización de los jóvenes, que piensan que habrá más oportunidades en estos países. En cambio, los padres manifiestan masivamente en la encuesta que desean que sus hijos mantengan su residencia en España.

La investigación también arroja los factores determinantes en estas aspiraciones: el mayor conocimiento y manejo del idioma español, la ambición de los padres, el nivel socioeconómico y cultural y el género, ya que las mujeres tienen mayores expectativas profesionales y se muestran más optimistas que los varones.

El profesor Alejandro Portes, director del Centro de Migraciones y Desarrollo de la Universidad de Princeton, y codirector del Estudio junto a la profesora Rosa Aparicio, señalaba como “asombroso” el caso español, comparando las tasas de inmigración de EEUU y España, tan sólo diferenciadas por un punto porcentual. En su opinión, debemos prestar más atención a la evolución de la segunda generación de hijos inmigrantes, que formarán una parte importante en nuestro mercado laboral.

miércoles, 18 de mayo de 2011

La Nueva Era se cuela inconscientemente en la vida de los jóvenes: una religiosidad sin dogmas ni líderes

Publicamos esta nueva aportación para la agencia de información internacional Zenit, en la columna sobre jóvenes y nuevas religiosidades, dirigida por Luis Santamaría del Río, sacerdote experto en nuevas religiosidades y miembro fundador de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES). Pueden leer aquí la primera, y lasegunda de la serie.

El autor de este artículo,
José Luis Vázquez Borau, es doctor en Filosofía y en Teología, miembro de la RIES, y se dedica especialmente al estudio de las religiones. Es autor de más de cincuenta obras de filosofía, antropología, espiritualidad, sectas y biografías de personajes.

Si bien, como dice el Informe de la
Fundación Santa María, Dios es el gran ausente en las familias españolas, en un momento marcado por actitudes de vida consumistas y hedonistas centradas en el disfrute”, al ser la Nueva Era como un gran río que fluye con muchos arroyos, se cuela inconscientemente en la vida de los jóvenes, pues se presenta como una forma típica de sensibilidad religiosa contemporánea, como una nueva religiosidad. No se trata de un movimiento religioso, de una religión o de una secta en sentido sociológico, sino el resultado de una red global, que conecta centros y grupos que entre ellos tienen algunos temas de referencia en común, pero sin que esta vinculación sea estable, permanente o jerárquica para crear un movimiento. Lo que une a la red del Nueva Era es un espíritu “alternativo” a la tradición religiosa dominante en Occidente, que es la cristiana, y la esperanza de una nueva era, o sea, la New Age o la Era de Acuario, que tomará el lugar de la Era de Piscis.

El gran movimiento que se cobija hoy bajo la Nueva Era está formado por el
Human Potential Movement y la Psicología Transpersonal, que puede conducir a experiencias que podrían llevar el estigma de lo irreal, absurdo, fantástico o simplemente fraudulento. Este mundo de lo oculto y lo sobrenatural barato se está convirtiendo en el último grito de la religiosidad actual. Como horizonte volvemos a encontrar una insospechada confianza en la condición humana, en el potencial de la mente y en las enormes posibilidades de autorrealización que invitan a la persona a trascender su yo individual y a encontrar dimensiones místicas en el subconsciente. La Nueva Era propone teorías y doctrinas sobre Dios, sobre el ser humano y sobre el mundo, incompatibles con la fe cristiana. Además, la Nueva Era es síntoma de una cultura en profunda crisis y, a la vez, una respuesta equivocada a esta situación. Sin textos sagrados y sin líder, la New Age resulta como un mar sin fondo, en el que todo el mundo navega a su aire, combinando el espiritismo con la astrología, las técnicas alternativas de meditación y de terapia con un optimismo sobre el universo, ya que la materia es una gran vibración energética espiritual que transforma todo el mundo, todo lo conecta inconscientemente y todo lo dirige hacia un fin más alto y sublime. Se podría decir que la New Age, aun recogiendo ideas de otros movimientos viejos y nuevos, es sobre todo un “clima”, una actitud que manifiesta el esfuerzo, el intento de solución por parte de la mentalidad postmoderna de los problemas religiosos y, al mismo tiempo, ecológicos, personales, privados y cósmicos.

La New Age acusa al cristianismo de una carencia de experiencia vivida, de desconfianza respecto a la mística, de incesantes exhortaciones morales y de exagerada insistencia en la ortodoxia de la doctrina. Enseña, además, que el punto de apoyo de la verdadera religiosidad es más la experiencia y el sentimiento que la razón y la autoridad, y ofrece, por último, técnicas, caminos y modos del acercamiento a la divinidad. Es por esto que urge dar una formación de solidez en las familias y en los centros educativos en general, para que los jóvenes tengan capacidad de discernimiento y puedan resistir a tantos y tan variados envites que suelen presentarse muy seductores. Y, a la vez, dotar en nuestras comunidades a los jóvenes de auténtica experiencia religiosa para que puedan llegar a ser testigos del Evangelio.

jueves, 12 de mayo de 2011

Mons Munilla: ¿Por qué “sí” la asignatura de Religión? Siete razones pedagógicas

Advirtió que no hablaría en “clave política” y “a riesgo de ser acusado de alarmista”, pero, eso sí, “de forma directa e incisiva”. Y así lo hizo, poniendo, como él mismo advirtió, “el dedo en la llaga desde el principio” y sabiendo que sus palabras sabrían a discurso “políticamente incorrecto”, al menos a la mentalidad laicista anticlerical. Monseñor José Ignacio Munilla puso en evidencia la tan sutil como “agresiva” y eficazmente peligrosa estrategia del laicismo cristianofóbico que intenta por todos los medios cargarse la asignatura de Religión. Y no sólo, advirtió a los despistados, de la escuela pública sino también de la enseñanza reglada.
Con una conferencia titulada “Asignatura de Religión en la escuela y otros ‘telares’…”, el obispo de San Sebastián participó esta mañana en el Forum Europa-Tribuna Euskadi que se celebra en Bilbao y en el que monseñor Mario Iceta, obispo de la diócesis local, llevó a cabo la presentación.
“¡No es justo lo que está ocurriendo con la asignatura de Religión! ¡La asignatura de Religión está padeciendo una agresiva estrategia de acoso y derribo! ¡La libertad de enseñanza y la misma libertad de conciencia están en peligro!”, advirtió el prelado donostiarra.
Confusión entre “laicidad positiva” y el “laicismo”
Para sustentar las razones de su denuncia, el obispo distinguió entre la “laicidad positiva” y el “laicismo”, explicando que éste “añade un componente excluyente y negativo con respecto a la sana laicidad” y que “el problema radica en que se confunde laicidad con laicismo”.
Tras señalar que la “laicidad del Estado y de las instituciones públicas, supone neutralidad ante las diversas creencias religiosas, y al mismo tiempo, colaboración con todas ellas en la medida en que contribuyan al bien común de la sociedad” y que, en consecuencia, “la laicidad rectamente entendida, es garantía de libertad, igualdad y convivencia”, Munilla contrastó que el laicismo “parte de unos supuestos bien distintos: el Estado laicista no reconoce la vida religiosa de los ciudadanos como un bien positivo para el individuo y para la sociedad, que deba ser protegido por los poderes públicos. Por el contrario, lo considera como una sensibilidad privada, solo tolerable en la medida en que no tenga pretensiones de impregnar la vida social o de influir en ella. Se da por supuesto que las religiones no pueden proporcionar un conjunto de convicciones morales comunes capaces de fundamentar la convivencia en una sociedad plural. Más bien, se parte del falso prejuicio de que las religiones son fuente de intolerancia y de dificultades para la pacífica convivencia”.
En consecuencia, continuó, “el laicismo entiende que la religiosidad debe ser recluida a la vida privada, y que ha de ser sustituida en el ámbito público por un conjunto de valores a modo de ¡señas de identidad’ del estado democrático, sin referencia religiosa alguna”.
“Es claro, que esos presupuestos laicistas están llenos de falsos prejuicios y que son deudores de algunas de las leyendas negras que se han vertido contra el cristianismo; además de que desconocen la riqueza de la doctrina social católica".
La estrategia del laicismo anticristiano: plantear sus objetivos por etapas
Algunos podrían matizar a Munilla diciendo “que lo que está en discusión no es la clase de Religión en sí misma sino solamente su presencia en la escuela pública”. “Quien piense tal cosa se está equivocando”, responde el prelado, pasando a explicar luego, a “quienes pudiesen estar un poco distraídos”, la estrategia del laicismo radical.
“El laicismo anticristiano es astuto, y suele tener la “estrategia” de plantear sus objetivos por etapas: primero, despenalización del aborto en casos muy extremos y conmovedores; pasados unos años, cuando ya haya “madurado la conciencia social”, el aborto libre pasa a ser reconocido como un “derecho democrático”…; finalmente se termina por no respetar ni siquiera el derecho a la objeción de conciencia de quien no quiere ser copartícipe del aborto”.
“En el caso de la clase de Religión, creo que está ocurriendo algo por el estilo: se empieza por poner todo tipo de ´palitos´ en las ´ruedas´ al estatus de la asignatura (evaluable o no evaluable; troncal o secundaria; con asignatura alternativa o sin alternativa; en horario escolar o extraescolar; etc, etc, etc); se sigue por reivindicar su exclusión del sistema público de enseñanza, en nombre de una malentendido concepto de ´escuela laica´; y se terminará -a medio plazo- por forzar su salida del curriculum de la misma enseñanza privada concertada. Como he dicho al principio, la asignatura de Religión está sometida a un verdadero acoso… Lo que está en juego no es ya su inserción en el sistema público, sino su misma razón de ser en la enseñanza reglada”.
Advirtió que no hablaría en “clave política” y “a riesgo de ser acusado de alarmista”, pero, eso sí, “de forma directa e incisiva”. Y así lo hizo, poniendo, como él mismo advirtió, “el dedo en la llaga desde el principio” y sabiendo que sus palabras sabrían a discurso “políticamente incorrecto”, al menos a la mentalidad laicista anticlerical. Monseñor José Ignacio Munilla puso en evidencia la tan sutil como “agresiva” y eficazmente peligrosa estrategia del laicismo cristianofóbico que intenta por todos los medios cargarse la asignatura de Religión. Y no sólo, advirtió a los despistados, de la escuela pública sino también de la enseñanza reglada.
Con una conferencia titulada “Asignatura de Religión en la escuela y otros ‘telares’…”, el obispo de San Sebastián participó esta mañana en el Forum Europa-Tribuna Euskadi que se celebra en Bilbao y en el que monseñor Mario Iceta, obispo de la diócesis local, llevó a cabo la presentación.
“¡No es justo lo que está ocurriendo con la asignatura de Religión! ¡La asignatura de Religión está padeciendo una agresiva estrategia de acoso y derribo! ¡La libertad de enseñanza y la misma libertad de conciencia están en peligro!”, advirtió el prelado donostiarra.
Confusión entre “laicidad positiva” y el “laicismo”
Para sustentar las razones de su denuncia, el obispo distinguió entre la “laicidad positiva” y el “laicismo”, explicando que éste “añade un componente excluyente y negativo con respecto a la sana laicidad” y que “el problema radica en que se confunde laicidad con laicismo”.
Tras señalar que la “laicidad del Estado y de las instituciones públicas, supone neutralidad ante las diversas creencias religiosas, y al mismo tiempo, colaboración con todas ellas en la medida en que contribuyan al bien común de la sociedad” y que, en consecuencia, “la laicidad rectamente entendida, es garantía de libertad, igualdad y convivencia”, Munilla contrastó que el laicismo “parte de unos supuestos bien distintos: el Estado laicista no reconoce la vida religiosa de los ciudadanos como un bien positivo para el individuo y para la sociedad, que deba ser protegido por los poderes públicos. Por el contrario, lo considera como una sensibilidad privada, solo tolerable en la medida en que no tenga pretensiones de impregnar la vida social o de influir en ella. Se da por supuesto que las religiones no pueden proporcionar un conjunto de convicciones morales comunes capaces de fundamentar la convivencia en una sociedad plural. Más bien, se parte del falso prejuicio de que las religiones son fuente de intolerancia y de dificultades para la pacífica convivencia”.
En consecuencia, continuó, “el laicismo entiende que la religiosidad debe ser recluida a la vida privada, y que ha de ser sustituida en el ámbito público por un conjunto de valores a modo de ¡señas de identidad’ del estado democrático, sin referencia religiosa alguna”.
“Es claro, que esos presupuestos laicistas están llenos de falsos prejuicios y que son deudores de algunas de las leyendas negras que se han vertido contra el cristianismo; además de que desconocen la riqueza de la doctrina social católica".
La estrategia del laicismo anticristiano: plantear sus objetivos por etapas
Algunos podrían matizar a Munilla diciendo “que lo que está en discusión no es la clase de Religión en sí misma sino solamente su presencia en la escuela pública”. “Quien piense tal cosa se está equivocando”, responde el prelado, pasando a explicar luego, a “quienes pudiesen estar un poco distraídos”, la estrategia del laicismo radical.
“El laicismo anticristiano es astuto, y suele tener la “estrategia” de plantear sus objetivos por etapas: primero, despenalización del aborto en casos muy extremos y conmovedores; pasados unos años, cuando ya haya “madurado la conciencia social”, el aborto libre pasa a ser reconocido como un “derecho democrático”…; finalmente se termina por no respetar ni siquiera el derecho a la objeción de conciencia de quien no quiere ser copartícipe del aborto”.
“En el caso de la clase de Religión, creo que está ocurriendo algo por el estilo: se empieza por poner todo tipo de ´palitos´ en las ´ruedas´ al estatus de la asignatura (evaluable o no evaluable; troncal o secundaria; con asignatura alternativa o sin alternativa; en horario escolar o extraescolar; etc, etc, etc); se sigue por reivindicar su exclusión del sistema público de enseñanza, en nombre de una malentendido concepto de ´escuela laica´; y se terminará -a medio plazo- por forzar su salida del curriculum de la misma enseñanza privada concertada. Como he dicho al principio, la asignatura de Religión está sometida a un verdadero acoso… Lo que está en juego no es ya su inserción en el sistema público, sino su misma razón de ser en la enseñanza reglada”.
¿Por qué “sí” la asignatura de Religión? Siete razones pedagógicas
Pero Munilla no solo realizó una exposición de denuncia del problema sino que expresó en positivo algunas “razones pedagógicas que fundamentan la necesidad y la razón de ser de la asignatura de Religión en el sistema de enseñanza”.
La primera: “La clase de Religión es un derecho, no un privilegio: A base de tanta polémica sobre esta asignatura, algunos católicos pueden estar arrastrando una especie de complejo, como si hubieran logrado hacerles creer que la presencia de la clase de Religión en la escuela, es una reminiscencia del antiguo régimen en esta sociedad democrática. Muy al contrario: se trata de un derecho, reconocido en la Declaración Universal de los Derechos Humanos”.
Segunda: “La clase de Religión no es equiparable ni sustituible por la Catequesis: La asignatura de Religión está destinada principalmente a una formación intelectual, aún con la peculiaridad de ser confesional; mientras que en la Catequesis se procura introducir al alumno en el seguimiento personal de Jesucristo”.
En tercer lugar, “la clase de Religión ayuda a entender la cultura que hemos heredado: Un joven no podrá entender la pintura, la música, la escultura, la arquitectura, la filosofía, la historia, la política, el folclore, las tradiciones… en definitiva, sus propias raíces; si no conoce en profundidad los fundamentos de la religión católica”.
La cuarta: “La Religión ofrece una cosmovisión frente a la fragmentación del saber: Hoy en día existe una gran “parcelación” del saber humano, acompañada de una sobreacumulación de datos, tanto en las disciplinas científicas como en las humanísticas. Se trata de una fragmentación que ha contribuido notablemente al auge de una cierta crisis de identidad cultural, de valores, de certezas…”.
Una quinta razón es que “la religión responde al sentido de la existencia: Una enseñanza global debe responder a las preguntas clave sobre el sentido de nuestra existencia. ¿De qué me sirve conocer la evolución del Universo, si nadie me explica por qué y para qué estamos en esta vida? ¿Cómo podemos fundamentar los derechos del ser humano sin dar razón de la diferencia esencial entre el animal irracional y el hombre racional? ¿Cabe hablar con optimismo de los avances científicos y de la sociedad del futuro, si no tenemos fundamentada nuestra esperanza en el más allá de la muerte?...”.
El penúltimo argumento se refiere al “Diálogo interreligioso: Somos sobradamente conscientes del grave problema que para la paz mundial representan los fundamentalismos. Cada vez vemos con más claridad que la estabilidad internacional, e incluso nuestra convivencia con un buen número de inmigrantes, necesita estar sustentada en el diálogo interreligioso. Ahora bien, sólo puede dialogar quien tiene conciencia y conocimiento de su punto de partida. De lo contrario, más que a una “alianza de civilizaciones”, estamos abocados a la desaparición de la nuestra”.
Finalmente, la “Educación moral: Está claro que una educación integral debe incluir la dimensión moral. De poco servirá la acumulación de conceptos en la enseñanza, si no existe un espacio específico en el que se eduque en comportamientos morales como la sinceridad, la solidaridad, la justicia, el respeto, la generosidad… He aquí otra dimensión esencial de la asignatura de Religión: la moral”.
Una palabra a los padres anti-Religión en Euskal Herria
El obispo finalmente se refirió a la toma de postura de la Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos de Euskal Herria, opuesta a que Religión pueda ofertarse en la escuela pública, asociación que ha enviado cartas a los padres, pidiéndoles que no matriculen a sus hijos en dicha asignatura, de forma que esas horas puedan destinarse a otras materias obligatorias.

“Se trata de una presión para sacar la asignatura de Religión del horario escolar, y en definitiva, de la escuela pública”, criticó el prelado.
Pero Munilla no solo realizó una exposición de denuncia del problema sino que expresó en positivo algunas “razones pedagógicas que fundamentan la necesidad y la razón de ser de la asignatura de Religión en el sistema de enseñanza”.
La primera: “La clase de Religión es un derecho, no un privilegio: A base de tanta polémica sobre esta asignatura, algunos católicos pueden estar arrastrando una especie de complejo, como si hubieran logrado hacerles creer que la presencia de la clase de Religión en la escuela, es una reminiscencia del antiguo régimen en esta sociedad democrática. Muy al contrario: se trata de un derecho, reconocido en la Declaración Universal de los Derechos Humanos”.
Segunda: “La clase de Religión no es equiparable ni sustituible por la Catequesis: La asignatura de Religión está destinada principalmente a una formación intelectual, aún con la peculiaridad de ser confesional; mientras que en la Catequesis se procura introducir al alumno en el seguimiento personal de Jesucristo”.
En tercer lugar, “la clase de Religión ayuda a entender la cultura que hemos heredado: Un joven no podrá entender la pintura, la música, la escultura, la arquitectura, la filosofía, la historia, la política, el folclore, las tradiciones… en definitiva, sus propias raíces; si no conoce en profundidad los fundamentos de la religión católica”.
La cuarta: “La Religión ofrece una cosmovisión frente a la fragmentación del saber: Hoy en día existe una gran “parcelación” del saber humano, acompañada de una sobreacumulación de datos, tanto en las disciplinas científicas como en las humanísticas. Se trata de una fragmentación que ha contribuido notablemente al auge de una cierta crisis de identidad cultural, de valores, de certezas…”.
Una quinta razón es que “la religión responde al sentido de la existencia: Una enseñanza global debe responder a las preguntas clave sobre el sentido de nuestra existencia. ¿De qué me sirve conocer la evolución del Universo, si nadie me explica por qué y para qué estamos en esta vida? ¿Cómo podemos fundamentar los derechos del ser humano sin dar razón de la diferencia esencial entre el animal irracional y el hombre racional? ¿Cabe hablar con optimismo de los avances científicos y de la sociedad del futuro, si no tenemos fundamentada nuestra esperanza en el más allá de la muerte?...”.
El penúltimo argumento se refiere al “Diálogo interreligioso: Somos sobradamente conscientes del grave problema que para la paz mundial representan los fundamentalismos. Cada vez vemos con más claridad que la estabilidad internacional, e incluso nuestra convivencia con un buen número de inmigrantes, necesita estar sustentada en el diálogo interreligioso. Ahora bien, sólo puede dialogar quien tiene conciencia y conocimiento de su punto de partida. De lo contrario, más que a una “alianza de civilizaciones”, estamos abocados a la desaparición de la nuestra”.
Finalmente, la “Educación moral: Está claro que una educación integral debe incluir la dimensión moral. De poco servirá la acumulación de conceptos en la enseñanza, si no existe un espacio específico en el que se eduque en comportamientos morales como la sinceridad, la solidaridad, la justicia, el respeto, la generosidad… He aquí otra dimensión esencial de la asignatura de Religión: la moral”.
Una palabra a los padres anti-Religión en Euskal Herria
El obispo finalmente se refirió a la toma de postura de la Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos de Euskal Herria, opuesta a que Religión pueda ofertarse en la escuela pública, asociación que ha enviado cartas a los padres, pidiéndoles que no matriculen a sus hijos en dicha asignatura, de forma que esas horas puedan destinarse a otras materias obligatorias.

“Se trata de una presión para sacar la asignatura de Religión del horario escolar, y en definitiva, de la escuela pública”, criticó el prelado.

martes, 10 de mayo de 2011

Los profesores de religión de Castilla-La Mancha podrán cobrar los trienios atrasados

El Juzgado de lo Social número tres deTalavera de la Reina (Toledo) ha dado la razón a la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI.F) sobre la demanda interpuesta por el sindicato a la Consejería de Educación de la Junta para que losprofesores de Religión de Castilla-La Mancha puedan cobrar los trienios atrasados desde 1987, según la sentencia recogida por Europa Press y fechada en 18 de abril.

Según ha informado el sindicato en nota de prensa, "la Consejería venía negando a los profesores sus derechos como docentes anteriores al año 1999, momento a partir del cual se les reconocen los trienios, por lo CSI.F interpuso la demanda el pasado mes de noviembre, celebrándose el juicio en el mes de febrero".

La citada Sala del Tribunal ha dictado sentencia, en la que reconoce el derecho de los profesores de Religión a cobrar los trienios atrasados desde el año 1987, lo que para el sindicato "supone un importante avance en la lucha sindical en defensa de los derechos laborales de todos los trabajadores".

"La sentencia viene a paliar asuntos graves para el reconocimiento de la vida laboral de cara a la jubilación, pues se pretendía eliminar un tiempo de trabajo y cotización que es válido para el Ministerio de Trabajo, pero no parece serlo para la Junta de Comunidades", añade la nota.

El sindicato ha señalado que "los profesores de Religión son propuestos por el Arzobispado, pero son personal laboral de la Junta de Comunidades con contrato indefinido, motivo por el cual las negociaciones en materia de empleo deben ser consensuadas con la administración regional".

Contra esta sentencia cabe interponer recurso de suplicación ante la Sala de lo Social del tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha.

lunes, 9 de mayo de 2011

La Iglesia ahorra al Estado 4.148 millones de euros en educación

Lo que no cuenta el Lobby cristianofóbico es lo que la Iglesia aporta al Estado y a la sociedad. La Memoria Justificativa de Actividades de 2008 publicada por la Conferencia Episcopal indica, por ejemplo, que son 4.148 millones de euros de ahorro al Estado ya sólo en educación. Un documento publicado por la CEE en julio de 2008 indicaba lo siguiente:“Según datos del propio Ministerio de Educación, una plaza en un centro público tiene un coste anual de 3.518 €. Por su parte, en un centro concertado esa misma plaza cuesta al erario público únicamente 1.841 €.
Un total de 1.370.151 alumnos reciben su educación en colegios católicos.
Los padres de esos niños pagan impuestos igual que todos, pero por una cuestión de ideología la izquierda lleva mal que elijan la enseñanza católica, aunque le resulte más barata al Estado. De ahí campañitas como la desatada por Público y Europa Laica.

Benedicto XVI pide cuidar equilibrio entre fe y razón para conocer verdadero bien

En su discurso a los miles de fieles reunidos en la Plaza de San Marcos ayer en Venecia, el Papa Benedicto XVI alentó a custodiar el equilibrio que debe existir entre fe y razón para que el hombre conozca el verdadero bien que es Dios.

"Invito a todos ustedes queridos venecianos a buscar y custodiar siempre, la armonía entre la mirada de la fe y de la razón que permite a la conciencia percibir el verdadero bien, de modo que las decisiones de la comunidad civil estén siempre inspiradas en los principios éticos que corresponden a la profunda verdad de la naturaleza humana", alentó el Papa en su discurso.

Según informa Radio Vaticana, el Papa recordó a los distintos pontífices que esta tierra ha dado a laIglesia, destacó el cariño de los venecianos por el Santo Padre y resaltó el carácter de "singular apertura que desde siempre ha caracterizado Venecia, encrucijada de personas y de comunidades de todas las proveniencias, culturas, lenguas y religión", que han hecho que esta ciudad sea en los siglos puente entre Occidente y Oriente.

"También en nuestra época, con sus nuevas perspectivas y sus complejos desafíos, ella está llamada a asumir importantes responsabilidades relativas a la promoción de una cultura de acogida y de compartir, capaz de lanzar puentes de diálogo entre los pueblos y la naciones; una cultura de la concordia del amor, que tiene sus sólidos fundamentos en el Evangelio".

El Santo Padre no dejó de destacar el esplendor de los monumentos y la fama de las instituciones seculares que manifiestan la historia gloriosa y el carácter de los venecianos a quienes calificó de personas "honestas, laboriosas, dotadas de gran sensibilidad, de capacidad organizativa y de aquel lenguaje cotidiano que se conoce como ‘sentido común’".

De todo este patrimonio, Benedicto XVI quiso destacar aquellos que surgieron de "la fe transmitida por los primeros evangelizadores que se radicó cada vez más profundamente en el tejido social, hasta ser una parte esencial".

El Papa destacó esta herencia recordando los dos importantes santuarios, que nacieron en cumplimiento de votos para obtener de la divina Providencia la liberación de la plaga de la peste, es decir, la Basílica del Redentor y el Santuario de la Virgen de la Salud.

"Vuestros Padres sabían bien que la vida humana está en las manos de Dios y que sin su bendición el hombre construye en vano. Por lo tanto, visitando vuestra ciudad, pido al Señor que donde a todos ustedes una fe sincera y fructífera, capaz de alimentar una gran esperanza y una paciente búsqueda del bien común".

El Papa finalizó su saludo en el muelle recordando que este domingo se celebra la pascua semanal del Señor e invocó sobre todos la protección materna de María:

"El hombre no puede renunciar a la verdad sobre sí mismo, sin que sufra el sentido de la responsabilidad personal, la solidaridad hacia los demás, la honestidad en las relaciones económicas y de trabajo".

Tras este saludo a los venecianos, Benedicto entró en la basílica donde veneró las reliquias de San Marcos, traídas a Venecia en el siglo XI desde Alejandría.

jueves, 5 de mayo de 2011

La "Sociovergencia": Cataluña planea despedir a 3.700 profesores de la escuela pública

La protesta social en Cataluña dio ayer un paso de gigante: los profesores han decidido sumarse a los trabajadores de la sanidad y protestar semanalmente por los recortes que el Gobierno de Artur Mas quiere imponer. Si en el sector sanitario la Administración quiere ahorrar 1.000 millones de euros con la rebaja de personal, el cierre de plantas y quirófanos y otras medidas estructurales, en el ámbito de la educación casi 4.000 profesores pueden irse a la calle durante los próximos meses. Ésas son las cifras que la consejera de Educación, Irene Rigau, puso sobre la mesa en una reunión forzada ayer por los sindicatos del sector.

Representantes de las principales centrales (CCOO, UGT y Ustec) decidieron encerrarse en las dependencias de la consejería el pasado 28 de abril para obligar a la consejera a exponer claramente sus objetivos y a negociar los recortes. La medida de presión tuvo sus frutos ayer, con la celebración de una reunión en la que se expusieron, por primera vez, cifras encima de la mesa.

Las protestas de los docentes serán similares a partir de ahora, aunque con la salvedad de que no se producirán cortes de circulación: los profesores han dado la consigna de concentrarse ante sus centros todos los miércoles a las 13 horas y aprovecharán para explicar su situación a los padres y madres que vayan a recoger a sus hijos. Además, se sumarán a la gran manifestación prevista para el 14 de mayo en defensa de los servicios públicos y contra el tijeretazo de Mas.

“La consejería negó que fuese a reducir personal, ya que insistía en que los profesores que no tienen cabida en un lado, se recolocarán en otro. Pero cuando pasamos a discutir sobre las repercusiones centro a centro, no tuvieron más remedio que reconocer que sí afectará”, dice a El Confidencial el secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO, Ángel García.

En Cataluña, la enseñanza pública tiene unos 67.000 docentes en 2.700 centros, a los que hay que sumar otros 7.000 sustitutos o interinos. El año que viene se jubilarán de 1.600 a 1.800, aunque el Gobierno ya ha anunciado a los sindicatos que no cubrirá la mitad de estas bajas. Además, los centros de educación primaria perderán entre 1,5 y 3 profesores cada uno (aunque en algunos la pérdida puede suponer hasta más de 4 profesores), mientras que el recorte en secundaria es algo menor y la incidencia de los recortes será de sólo medio profesor por centro. “Con los números en la mano, viendo cómo afecta el tijeretazo a cada centro, calculamos que sobran un mínimo de 3.700 profesores”, subraya Ángel García.

Desde la consejería no se ve el tema de esta manera. Rigau detalló ayer que lo que se hará será “optimizar las horas de dedicación” de los docentes, aunque entre líneas admitió que habrá menos profesores a pesar de que se mantienen las plazas de interinos. Habló, para ello, de maestros de refuerzo a las clases en primaria, aunque no explicó que estos maestros de refuerzo ya estaban contados al fijar el cómputo global de docentes del centro, por lo que en realidad la plantilla es menor. “La calidad se incrementa a pesar de que la cantidad varía”, subrayó. Lo que pasa, según ella, es un “cambio de paradigma, una nueva manera de asignar recursos”, ya que se incrementa la calidad con la reorganización de la plantilla, al prestar una atención más personalizada.

Los sindicatos no están de acuerdo. “La Administración juega con los números”, advierten. Además, sostienen que la situación se agrava respecto al año que viene, ya que se prevé la incorporación de unos 15.000 alumnos nuevos al sistema. “Ello quiere decir que tendremos menos personal para atender a más niños. Y habrá una doble consecuencia. Como estos recursos que ahora tenemos ya no los tendremos, se verá afectada la calidad de la enseñanza. Pero, además, también se verán afectadas las condiciones del trabajo de los profesores, que serán inferiores a las actuales. En otras palabras, se pierden los refuerzos necesarios y el número de horas trabajadas será superior”, afirma el dirigente de CCOO.